Termina el trabajo en las Empresas Colaboradoras.

Llega el verano, con finales de junio termina la segunda fase de nuestro Programa, el trabajo en las Empresas Colaboradoras. Sin duda, nuestra fase esencial para concluir todos los aprendizajes que se recogen en los objetivos de Motiva.

En la primera fase convivimos con las personas participantes, guiamos los pasos hasta conseguir compromiso, responsabilidad, puntualidad, buen trabajo en equipo. Las habilidades se van forjando poco a poco, a veces vienen adquiridas y otras están muy influenciadas por la supervivencia en el contexto. La adaptación al medio es un aspecto clave para convertirnos en seres resistentes en el ambiente.

En esta fase nos encontramos impuntualidades a clase, resistencias al aprendizaje, dificultades para expresarse, miedo a hablar en público, defenderse atacando. Sin entender el contexto es imposible dar respuestas individuales. En Motiva lo enfocamos como un conjunto, trabajamos para funcionar mejor y para que nuestro barrio funcione mejor. Nuestro programa nació porque profesionales y personas entendieron el contexto como propio. Es fácil caer en la tentación de creer que esto hay que “arreglarlo” pero no estamos “rotos”, se trata de transformar, de proporcionar salidas y de demostrar que estas son posibles.

Entre ayer y hoy hemos dado la última vuelta a nuestras empresas colaboradoras de esta edición. Es importante recibir las impresiones finales acerca de la experiencia de trabajo con nuestras chicas y chicos. A ser sinceras, es imposible estar más contentas.

¿Qué cualidades tienen las empresas colaboradoras?

Por esto es necesario tener el apoyo de las empresas de Badajoz, la Responsabilidad Social es vital para que nuestros objetivos se cumplan. En la fase de trabajo comprueban que lo aprendido en la formación es útil a la hora de saltar a la sociedad adulta. Que funciona mejor tratar de decir las cosas con tranquilidad, que las relaciones sociales son mejores si utilizo el humor, que muchas de las cosas que creo que no, si pongo empeño, termino por hacerlas.

Para conseguir esto nuestras empresas tienen capacidad para dar un espacio de importancia a quienes acogen. Reservan un hueco para sus primeras experiencias y errores con paciencia, amabilidad y firmeza. Toman como propia la responsabilidad de poder mejorar su ciudad a través de una persona. Confían en lo que se puede conseguir proporcionando oportunidades. Saben que hay condiciones en las que estas oportunidades son imprescindibles.

Si crees que tú puedes aportar algo a este proyecto que crece y se afianza, estamos esperándote con los brazos abiertos.

Empresas de la V edición de Motiva.

La selección de empresas de esta edición ha sido más que acertada. La experiencia ya juega en beneficio de todo y esto proporciona mejores resultados. Crecemos, aprendemos, celebramos.

 Miguel Ángel y Zeus han apoyado las tareas de mantenimiento y administración en la Residencia Universitaria Caja Badajoz. Para Motiva ha sido un gran paso incorporar la casa de la Fundación CB, entidad que nos financia y apoya. Nos pidieron acoger a participantes de Motiva porque han sido testigos de los grandes logros que se han conseguido.

Sole ha trabajado en Serpool con Aurora. Se ha encargado sola de algunas comunidades, ha tenido ruta propia, ha crecido y madurado. Fernando, coordinador, nos ha ayudado siempre que se lo hemos pedido. Es muy importante que la actividad de la empresa coincida con los intereses del chico o la chica.

Aroa ha trabajado en Ibercárnicas Extremeñas, la pieza de empaquetamiento de Al Corte. Ha demostrado que puede conseguir lo que se proponga, que para ella no hay distancias largas ni horarios que no pueda cumplir. Ahora vuelve a estudiar.

 Raúl se ha movido en Bidafarma como pez en el agua. A los pocos días hacía las tareas al mismo ritmo que el resto de sus compañeros. Ellos se han llevado una energía inagotable y su sentido del humor que ha sido una de las gasolinas de nuestra edición.

Marta quería cocina y ha tenido mucha. Ha aprendido trucos, recetas y estropajo, parte indispensable de la restauración, en Ajonegro. Ya nos gustaba este lugar, donde te sentirás afortunada de encontrar un hueco, pero ahora nos gusta más.

En último término, nuestra empresa “rescate”, confiamos en AD Grupo Felipe Pariente y, a la vez, nos hemos ganado su confianza. No dudaron en acoger a Brandao cuando se lo propusimos y allí ha podido demostrar de todo lo que es capaz. Siendo un trabajador serio, comprometido, diligente y rápido.

¡Gracias a las empresas que habéis participado en esta edición! Con trabajo, paciencia y empeño hemos conseguido terminar con mucha satisfacción.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *